Mordida cruzada: ¿Cuáles son sus consecuencias? ¿Cómo se corrige?

Mordida cruzada: ¿Cuáles son sus consecuencias? ¿Cómo se corrige?
Índice 1.- ¿Qué es la mordida cruzada?2.- ¿Cuántos tipos de mordida cruzada hay?3.- ¿Cuáles son las causas de la mordida cruzada?3.1.- Herencia genética3.2.- Hábitos infantiles incorrectos4.- ¿Qué problemas da la mordida cruzada?5.- ¿Cómo se corrige la mordida cruzada?6.- Conclusiones7.- Bibliografía

La mordida cruzada es una de las maloclusiones dentales más habituales. Lo más recomendable es tratarla durante la infancia, cuando los niños tienen entre 6 y 9 años. Esto se debe a que los tratamientos en edades tempranas son mucho más sencillos.

Sin embargo, hay una gran cantidad de personas que llegan a la edad adulta con mordida cruzada. Como comprobaremos a lo largo del presente artículo, en estos casos también es posible abordar una solución.

¿Qué es la mordida cruzada?

La mordida cruzada es un tipo de maloclusión dental en la que los dientes superiores quedan por detrás de los inferiores. En la mayoría de los casos, esta alteración cursa con un paladar ojival o estrecho.

Esta alteración dental se produce cuando existe una relación incorrecta entre los huesos maxilares: maxilar superior y mandíbula. Y, como consecuencia de ello, los dientes no encajan correctamente.

¿Cuántos tipos de mordida cruzada hay?

En función de la zona de la boca donde se localice la alteración, podemos distinguir cuatro tipos de mordida cruzada:

  • Mordida cruzada anterior: afecta a los dientes que están situados en la parte delantera de la boca (incisivos centrales, incisivos laterales y caninos).
  • Mordida cruzada posterior: se produce en la zona trasera de la cavidad oral (premolares y molares).
  • Mordida cruzada unilateral: afecta solamente a un lado de la boca (izquierdo o derecho).
  • Mordida cruzada bilateral: se produce en los dos lados de la boca.

¿Cuáles son las causas de la mordida cruzada?

En la inmensa mayoría de los casos, la mordida cruzada tiene su origen durante la etapa de desarrollo dental, es decir, en la infancia.

A continuación, te contamos cuáles son las principales causas de la mordida cruzada:

Herencia genética

La mordida cruzada es hereditaria y se transmite de padres a hijos. Por tanto, los hijos de personas con esta maloclusión presentan más posibilidades de tenerla.

Hábitos infantiles incorrectos

Hay determinadas costumbres infantiles que, aunque parecen inofensivas, pueden ocasionar una mordida cruzada severa. Esto se debe a que, mantenidas en el tiempo, provocan un incorrecto desarrollo de las estructuras óseas y dentales. Algunos ejemplos de esto son los siguientes:

  • Succión del pulgar o uso prolongado del chupete: se debe evitar que los niños mantengan estos hábitos más allá de los tres años.
  • Respiración oral: si se observa que el niño respira por la boca (lo que puede manifestarse con ronquidos nocturnos o dormir con la boca abierta) es necesario consultar con el pediatra.
  • Posición inadecuada de la lengua: la lengua debe descansar en el paladar. Sin embargo, algunos niños la apoyan en los dientes. En estos casos, se recomienda acudir al logopeda.

¿Qué problemas da la mordida cruzada?

En función de la severidad de la maloclusión, el paciente puede presentar problemas de mayor o menor grado. Pero, en general, las principales consecuencias de la mordida cruzada son las siguientes:

  • Desgastes dentales: el hecho de que el paciente no muerda correctamente, provoca choques inadecuados entre los dientes. Eso hace que algunas piezas dentales se desgasten y, con el tiempo, se vuelvan más frágiles.
  • Fracturas en los dientes: si los daños son muy severos, la mordida cruzada puede llegar a causar fisuras o fracturas en las piezas dentales.
  • Dolores de cabeza y cuello: el hecho de que el hueso maxilar y la mandíbula no guarden una relación correcta provoca que la mordida no sea estable. Y que, en consecuencia, aparezcan dolores articulares en cabeza y cuello.

¿Cómo se corrige la mordida cruzada?

En la mayoría de los casos, la mordida cruzada se corrige mediante un tratamiento de ortodoncia. Eso sí, este tratamiento de ortodoncia será más sencillo en los niños que se encuentran en pleno desarrollo dental (entre los 6 y los 9 años).

En esta etapa de la vida los huesos son más “moldeables” y cualquier maloclusión dental se puede solucionar de manera relativamente sencilla mediante un tratamiento de ortodoncia interceptiva. En cambio, a partir de los 12 años ya no se podrá actuar ante el crecimiento de los huesos.

Esto hace que, en el caso de los adultos, la mayoría de las veces la mordida cruzada se pueda corregir mediante un tratamiento de ortodoncia. Sin embargo, si la mordida cruzada es severa y dificulta la rutina del paciente a la hora de comer o respirar, podría ser necesario recurrir a la cirugía ortognática.

Conclusiones

Como has comprobado, la mordida cruzada es un tipo de maloclusión dental sobre la que se debe actuar lo antes posible, preferiblemente entre los 6 y los 9 años. Para poder detectar la existencia de esta alteración es fundamental que los niños acudan al ortodoncista por primera vez a los seis años.

En caso de haber sobrepasado esta edad, el tratamiento también es posible. Si se ha llegado a la edad adulta con mordida cruzada se debe acudir al ortodoncista lo antes posible ya que las consecuencias de esta maloclusión tienden a empeorar con el tiempo.

Bibliografía

  • Rivera, César & Lazcano, Blanca & Zarazúa, Rosalinda & Carmen, Balderas & Becerril Flores, Marco & Suarez, Ana & Martínez, Zaida. (2019). Mordida cruzada anterior – Caso clínico. Educación y Salud Boletín Científico Instituto de Ciencias de la Salud Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo. 8. 289-293. 10.29057/icsa.v8i15.4909.
  • Surtel A, Klepacz R, Wysokińska-Miszczuk J. Wpływ toru oddechowego na jamę ustną [The influence of breathing mode on the oral cavity]. Pol Merkur Lekarski. 2015 Dec;39(234):405-7. Polish. PMID: 26802697.
Dra. Laura Obradors
Dra. Laura Obradors

Ortodoncista y especialista en Prótesis / Directora Médica en Abaden Dentistas

Licenciada en Odontología | Universitat Internacional de Catalunya.

Máster Damon | Clases impartidas por los Doctores Ramón Perera y Rafael García-Espejo

Máster Invisalign | Manuel Román Academy

Máster en Terapia Neural y Odontología Neurofocal | Universitat de Barcelona