Bruxismo: el enlace entre dentistas y fisioterapeutas

Bruxismo: el enlace entre dentistas y fisioterapeutas
Índice 1.- ¿Qué es el bruxismo?2.- Tipos de bruxismo3.- ¿Por qué se produce el bruxismo primario?4.- Consecuencias del bruxismo5.- ¿Cómo me puede ayudar un fisioterapeuta?6.- ¿Cómo se soluciona el bruxismo?

Apretar los dientes, tanto de día como de noche, es un acto bastante común en la población. Se calcula que 3 de cada 10 adultos padecen bruxismo, una alteración que puede provocar lesiones irreversibles, y no sólo en la dentadura.

Como dato curioso, se ha comprobado que las personas con bruxismo son más competitivas y sienten más ansiedad que las que no lo sufren. Así que ya sabes: si eres de los que siempre quiere ganar en todo, quizás deberías comprobar si eres bruxista.

En el siguiente artículo te mostraremos cómo se puede resolver esta disfunción mediante el trabajo conjunto entre dentistas y fisioterapeutas.

 

¿Qué es el bruxismo?

Se define como el rechinar de dientes involuntario, inconsciente y excesivo causado por una sobre activación de la musculatura mandibular, pudiendo manifestarse durante el descanso nocturno, así como durante la vigilia.

Aunque el dolor no está presente en todos los individuos con bruxismo, el hábito repetitivo de apretar los dientes se considera un factor importante para perpetuar el dolor a largo plazo.

Por otro lado, es importante destacar que la actividad del bruxismo varía significativamente con el tiempo, tendiendo a disminuir con la edad.

 

Tipos de bruxismo

El bruxismo se puede clasificar de distintas maneras, en este caso según su origen en: primario o secundario.

El primario no se relaciona con ninguna condición médica mientras que el secundario se asocia a trastornos neurológicos, psiquiátricos o se considera un efecto adverso de ciertos fármacos.

 

¿Por qué se produce el bruxismo primario?

Aunque todavía no se ha determinado su causa principal, se considera que es una disfunción multifactorial.

Originalmente, se atribuyó a factores morfológicos, como la maloclusión o la forma del arco dental. Sin embargo, los estudios han encontrado una prevalencia similar de bruxismo en personas con o sin alteraciones en la oclusión.

Actualmente se sugiere que está íntimamente relacionado con factores psicosociales como el estrés emocional, la ansiedad, el miedo o la frustración. También se relaciona con otras influencias como la falta de descanso nocturno, el consumo excesivo de café y alcohol, ciertas deficiencias nutricionales (ej. Calcio y magnesio), alergias, el tabaquismo o la genética.

 

Consecuencias del bruxismo

La lista de consecuencias que puede provocar el bruxismo es muy extensa. Se trata de una disfunción que tiene un impacto generalizado en el cuerpo, afectando muchas veces tanto a nivel físico como psicológico.

Los síntomas más característicos en pacientes bruxistas son: el dolor en los músculos masticatorios, en el cuello y cervicales, la cefalea, la limitación de la amplitud de movimiento mandibular, los trastornos del sueño, el deterioro general de la salud oral, el estrés, la ansiedad e incluso la depresión.

 

¿Cómo me puede ayudar un fisioterapeuta?

Durante la rehabilitación de un paciente bruxista, el fisioterapeuta se centra principalmente en los siguientes objetivos:

  • Disminuir los síntomas del paciente (dolor, tensión, pérdida de movimiento, estrés, etc.)
  • Mejorar la posición de descanso de la mandíbula
  • Educar y aumentar la autoconciencia sobre el mal hábito

Para ello, se utilizan técnicas como el masaje intra y extraoral, ejercicios de estiramiento o el entrenamiento de la respiración diafragmática.

Se ha comprobado que mediante la aplicación de masajes en los músculos cervicales y faciales se generan mejoras circulatorias y metabólicas que permiten disminuir el tono de la musculatura afectada.

Si estás buscando un fisioterapeuta que te ayude a solucionar el bruxismo puedes encontrarlo en Fisioforce, una plataforma que ofrece Fisioterapia y osteopatía a domicilio en Barcelona y alrededores.

bruxismo

 

¿Cómo se soluciona el bruxismo?

Dado que el bruxismo es un trastorno multifactorial, no se dispone de un único tratamiento que lo solucione. De manera general, suele ser necesario el trabajo compartido entre dentistas, fisioterapeutas y otros profesionales de la salud como psicólogos.

El enfoque recomendado para tratar el bruxismo incluye tres ángulos:

– La aplicación de una férula oclusiva como protector de los dientes, evitando de esta forma daños mayores. Dependiendo del diseño, las férulas también pueden descargar y estabilizar la mandíbula, así como reducir la actividad muscular y el dolor.

– El control de los síntomas, incluyendo tanto técnicas de Fisioterapia como la modificación de la conducta del paciente.

– El uso de fármacos, que debe limitarse a períodos cortos y a los casos más graves en los que los tratamientos descritos anteriormente fueron ineficaces.

 

Bibliografía

  • Mesko E. Hutton B. Skupien J. Sarkis-Onofre R. Moher D. Pereira-Cenci T. Therapies for bruxism: a systematic review and network meta-analysis. 2017. 6(1), 4.
  • Shimada A. Castrillon E. Svensson P. Revisited relationships between probable sleep bruxism and clinical muscle symptoms. 2019. Journal of Dentistry; 82: 85-90.

Autor

Oriol Escuer, fisioterapeuta graduado en las Escuelas Universitarias Gimbernat (UAB) con número de colegiada/o: 15790